Reseña

La Escuela de Arte y Arquitectura tiene su inicio en 2002. No obstante su corta existencia como Unidad Académica de la USAL, su núcleo de origen es la Escuela de Artes del Teatro, con cuarenta y cinco años de desarrollo y una trayectoria de nivel internacional en docencia e investigación, con proyección sobre las disciplinas artísticas, técnicas y humanísticas asociadas a la tradición teatral y por ende, a las artes en general. Por lo tanto, podemos dividir su historia en dos períodos: como Escuela de Artes del Teatro (1960-2002) y con la denominación actual desde 2002 hasta la actualidad.
 

Primer período (1960-2002): Escuela de Artes del Teatro.

Primera directora: Prof. Alice Darramón de Beitía.

El origen de la Escuela de Artes del Teatro se remonta al año 1960, cuando la Universidad del Salvador convoca a la Prof. Alice Darramón de Beitía para dictar cursos de escenografía en el marco de las actividades del grupo de teatro que se había creado con el nombre de "Comedia Universitaria". El 20 de agosto se presentó el primer proyecto escenográfico, para El Gran Teatro del Mundo de Calderón, y en el mes de octubre se remodeló totalmente el Salón de Actos del Colegio del Salvador, que quedó equipado como tal y apto para la representación teatral, con una estructura que todavía se mantiene. Al año siguiente se dictó el primer Curso de Extensión Universitaria sobre Escenografía, en el que se inscribieron 30 alumnos, y en 1962, debido al requerimiento de los inscriptos, se dictó un segundo año. En ese mismo año se desintegró la Comedia Universitaria y el Curso de Escenografía pasó a denominarse Departamento de Escenografía, dependiente del Rectorado. En 1963 el plan del Curso se elevó a un Preparatorio y tres años, y ya se contaba con 90 alumnos. El 27 de agosto se creó el Teatro de Ensayo, órgano de experimentación y aplicación práctica, con la finalidad de montar espectáculos creados y realizados en el ámbito del Departamento, con una nueva sede, en un recinto situado a un lado del Templo del Salvador, que había sido anteriormente una capilla dedicada a la Santísima Virgen, a la que desde entonces la Escuela ruega su protección, y que fue sede de la Escuela hasta 1975. Desde sus inicios y hasta el presente, fueron tres las actividades que sostuvieron esta Escuela: el Método de enseñanza en clase, el Taller de realización de espectáculos y escenografías y las Exposiciones anuales de trabajos. Sobre esta modalidad integrada de estudio, creación y acción, se fue construyendo la actual Escuela de Artes del Teatro. Los profesores fueron y son en su gran mayoría egresados de la misma casa, hecho que ha dado una fuerte continuidad y cohesión creadora al devenir de la labor educativa.
La década de los 60 fue un tiempo de crecimiento y expansión con el acento en la
formación de las cátedras y el refinamiento de los contenidos de la carrera. Desde 1962 hasta 1968 se concretaron Muestras Anuales de trabajos en las galerías Witcomb; en 1966, en el Teatro Colón, y en 1967 la Escuela fue elegida para ser representada en la Manifestation International des Jeunes Artistes en París. Al mismo tiempo el Teatro de Ensayo, dirigido por la Prof. Alice Darramón de Beitía, desarrolló su actividad con la presentación de Imagen y Sonido con el Coro de la Universidad (1963), Canto a la Doctrina, referente a las celebraciones religiosas españolas de los siglos XVII y XVIII, inspirado en la documentación obtenida sobre los espectáculos realizados en las Reducciones Jesuíticas, representado en el Patio de las Palmeras del Colegio del Salvador, primero, y luego en los jardines del Museo Larreta (1964); Canto a la Creación, siguiendo una línea similar al esquema de investigación del espectáculo anterior. En 1965 se repusieron Canto a la Doctrina y Canto a la Creación en el Museo Larreta; en 1966 se realizó el espectáculo Máquinas, que mostraba las posibilidades de los recursos escenográficos, combinando imagen y sonido con textos de autores clásicos, en las Galerías Witcomb, y en el mismo año Elogio a la Mudanza, de Lope de Vega. En 1967, Poemas Clásicos Españoles, en las Galerías Witcomb. El Taller realizó la escenografía y el vestuario para: La comadreja vanidosa (Teatro San Martín, 1966); Amahl y los tres Reyes Magos (El Ateneo, 1966); El niño y los sortilegios, de Maurice Ravel y Balletti per cantare, sonare e ballare de Giovanni Gastoli (Teatro San Martín, 1968), y el diseño y realización de la escenografía para la opereta Oliver Twist, inspirada en la novela de Dickens (St. Nichols English School, 1969).
Los años 70 fueron enriquecidos con la incorporación de nuevos profesores, entre los que se contaban varios egresados de la Escuela. El R.P. Oscar Roberto Cepeda S.J. se suma al plantel y se crean las cátedras de Fenomenología del Arte Dramático e Investigación Analítica. El Teatro de Ensayo dio paso a los cursos de formación actoral, y se produjo un cambio en la interpretación; se presentaron La tía abuela había estado muerta, de Oscar Roberto Cepeda (Teatro Colonial, 1971); Actos sin palabras, de Samuel Beckett y el Montaplatos, de Harold Pinter, en la sede de la Escuela (1977). Por su parte, el Taller de Escenografía realizó una muestra de trabajos en el Salón de la O.E.A. (1971); el armado y la decoración de la Primera Exposición del Mimo (Hall del Teatro San Martín, 1974) para el Segundo Congreso Internacional del Mimo; la creación y realización de la escenografía, el vestuario y la utilería para El Burgués Gentilhombre de Molière (Taller Garibaldi, 1976), con alumnos de segundo y tercer año. Continuando con su labor, en 1975 la Escuela cambia su nombre por el de Departamento de Artes del Teatro, y al año siguiente se le da su nombre vigente: Escuela de Artes del Teatro. En 1977 la Escuela se muda a su sede definitiva de Junín 1063, un teatro verdadero, restaurado y remodelado una vez más con el invalorable aporte de profesores y alumnos.
Al iniciarse la década de los 80 quedó terminado el reacondicionamiento de la sala de teatro
de la nueva sede. En 1982 se comenzaron los trabajos de investigación para el Archivo de Indumentaria Latinoamericana, dirigido por la Prof. Alice Darramón de Beitía. El Taller de Escenografía participó en el Primer Festival Latinoamericano de Teatro, realizado en la ciudad de Córdoba, con una exposición de trabajos de alumnos que incluyó vestuario, utilería, telones pintados y proyectos escenográficos completos. La Escuela emprendió la tarea de equipar el escenario y utilizarlo en la realización de un espectáculo que mostrara todas sus posibilidades. Este emprendimiento se afrontó con la colaboración de los alumnos que participaron en la confección de los elementos necesarios, supliendo la carencia de recursos económicos para ese proyecto. Se creó el Tercer Curso de Formación Actoral, con la participación del Sr. Alberto Cebollero (Formación de Actores), la Prof. Teresa Molina (Expresión Corporal) y la Prof. Patricia Lerner (Educación de la Voz). Los profesores y los alumnos de la Escuela trabajaron con entusiasmo en la realización de Estampas de vida y de muerte, creación de Alice Darramón. La construcción de la escenografía, el vestuario, la utilería y el montaje de maquinaria demandaron cuatro años. Se estrenó en 1985. Las representaciones de este espectáculo se realizaron viernes y sábados, durante dos años, en la sede de la Escuela. Cesa el curso de Formación Actoral y se crea el Teatro de la Universidad, a cargo de la Directora de la Escuela y el Prof. Cebollero como maestro de actores, convocando a todos los integrantes de la Universidad que desearan participar como actores en los espectáculos que se presentaron desde entonces en noviembre y diciembre de cada año. En 1986 se convocó al Primer Seminario de Arquitectura Sacra, con la coordinación del Arquitecto Pablo Tomás Beitía, y en 1987, dentro de ese marco, se realizó el montaje de Arte y Arquitectura Sacra, en conjunto con la Pastoral Universitaria de la Universidad de Buenos Aires, en las Galerías de la Facultad de Derecho de esa casa de estudios. En el mismo año, se organizó la Exposición de Homenaje Póstumo a la Artista Plástica y Escenógrafa Marta Sara Baleani, egresada y profesora de la Escuela durante trece años. En 1988 se creó la Cátedra Extracurricular Taller de Realizaciones Teatrales, a cargo de la Prof. María Clara Beitía, para organizar a alumnos y ex alumnos en las actividades extraprogramáticas que se desarrollaran en la Escuela, y que abarcaba el Taller de Escenografía y Montaje y el armado de la Exposición Anual de Trabajos y de otras que se realizaran dentro y fuera de la Universidad. En ese mismo año se realizaron: el stand Waidatt para Expogourmet, en el Hotel Plaza; la construcción de los decorados para Los Chismes de las Mujeres, de Goldoni  (Teatro Santa María del Buen Ayre); la escenografía para La Loca de Chaillot, de Giraudoux, en el mismo Teatro; el montaje para el espectáculo musical Entronque Raigal del Folklore y Canto a la Doctrina (nueva versión), dentro del marco de las celebraciones del V Centenario de la Evangelización de  América. En 1989, continuando con los actos de la mencionada celebración, se realizó el diseño y montaje de la Exposición del Encuentro ASEC, Sor Juana-Universidad del Salvador, México- Argentina, en el Centro Cultural Recoleta, tarea en la que participaron todos los alumnos de la Escuela y en la que se repuso Canto a la Doctrina, en colaboración con la Facultad de Historia y Letras. En el mismo año el Teatro de la Universidad presentó el espectáculo Poemas y Canciones, un homenaje a Antonio Machado. La Escuela ofreció su sala y creó la ambientación de la presentación de la obra La Misión de Roque, de Virginia Careño.

Objetivos fundacionales:

Desde sus inicios como Curso, el objetivo fundamental de la Escuela fue "hacer algo por un teatro cristiano", según las palabras expresadas por el R.P. Dann Obregón a la profesora Beitía. Por lo tanto, los objetivos fundacionales de la Escuela fueron la formación integral y cristiana de "hombres de teatro", dentro de un ámbito universitario que, con su exigencia de estructuración sistematizada en un conjunto científico intelectual, determinara un serio grado planificado de investigación, de metodología y de ciencias afines, así como una asimilación del arte y su técnica por medio de una interiorización plena y una libertad creativa humana y artística. La formación del hombre de teatro implica también el buscarse y el hallarse, en todo momento y en todas las actividades, en un arte humano, propio del hombre en sentido valorativo, por la cualificación del arte en sus valores fundamentales, personales y comunitarios. Así, por el arte el hombre puede elevarse a la humanización y por la humanización, al arte.

Últimos años:

La década del 90 comenzó con la exposición de trabajos, en el mes de marzo. En ese mismo año se diseñó y construyó el decorado para el set del Departamento de Televisión de la Universidad y se ofreció un ciclo de conferencias dictadas por el Prof. Balwant Gargi, especialista en Dramaturgia y Teatro de la India, en colaboración con la Escuela de Estudios Orientales, además del Seminario sobre la Vigencia de la Arquitectura Islámica en el Siglo XX, a cargo del Arquitecto Amurabi Noufouri. En 1991, la Cátedra Taller de Realizaciones Teatrales y el Teatro de la Universidad montaron el espectáculo María, madre de los argentinos, en colaboración con la Facultad de Historia y Letras, dentro del marco de la celebración del V Centenario del Descubrimiento y Evangelización de América. Colaborando con la Asociación Lírica “Giacomo Puccini”, se realizó la ambientación para la puesta de Cavalleria Rusticana, de Mascagni. En el mismo año se creó la Cátedra Extracurricular de Investigación del Texto Dramático, a cargo de la Prof. Martha Pérez de Giuffré, destinada a la búsqueda y selección de textos de Teatro Colonial Americano, de la que surgió la creación de un archivo de textos dramáticos de teatro hispanoamericano y teatro religioso. Al año siguiente, el Teatro de la Universidad montó el espectáculo Auto de la Visitación de Santa Isabel, de José de Anchieta S.J., con motivo de la clausura de las Jornadas de ODUCAL; en 1993, Teatro de la Inestable Realidad, selección de obras de Aldo Pellegrini, y en 1994, Santa Claus, de E.E.Cummings. En el año 1992 se implementaron el Taller Práctico sobre Maquillaje Teatral y el Curso de Extensión sobre Diseño Lumínico. Se realizó también una muestra de trabajos en la Biblioteca de la Facultad de Ciencias Sociales. Por otra parte, los alumnos y profesores presenciaron una disertación a cargo del grupo Delle Imagini, de Pordenone, Venezia, con ilustraciones de video sobre las formas artísticas de dicha Compañía. En 1993 se montó una Exposición de trabajos dentro de la muestra del Concurso Arte y Medio Ambiente, en colaboración con el Vicerrectorado de Investigación y Desarrollo. Ese mismo año comenzó el Taller de Experimentación con materiales nuevos y no convencionales, con la Prof. María Clara Beitía. En 1994 la Escuela obtuvo la aprobación del nuevo plan de estudios, que a partir de 1995 consta de un ciclo de cuatro años para obtener el título de Escenógrafo, y un año más para el de Licenciado en Artes del Teatro. También en 1994 se colaboró con la Exposición del Libro Católico y se iniciaron los cursos de la Carrera de Escenografía en el Campus Nuestra Señora del Pilar. En 1995 se presentó la obra ¡Ohé!,¡Ohé!, Pozo, satélite Japet de Leonardo Castelani, dentro de las actividades de la Exposición del Libro Católico. Para finalizar el trabajo del año, se realizó una selección de obras de Aldo Pellegrini: El Pintor, El Pescador, El Cazador de Unicornios, para el Ciclo Anual de Funciones del Teatro de la Universidad, junto con Extraño Laberinto de Alfredo Maxit, y Ser bueno, de Matías Malvido. En ese mismo año se presentó la XXXIV muestra anual de trabajos realizados por los alumnos, que incluía maquetas, planos, bocetos y diseños de vestuario y escenografía, trajes de teatro, máscaras y utilería, etc., a los que se sumaron las mejores obras de los alumnos de la Sede Pilar y la exhibición del video de la obra del Teatro de la Universidad. También se realizó la Primera Exposición de Trabajos en la sede Pilar, acompañada por un Taller de Máscaras abierto al público. En este mismo año se inició la Cátedra de Iluminación Teatral, que produjo experiencias con imagen y sonido y abrió nuevas posibilidades para la expresión artística y la  investigación en los recursos del espectáculo contemporáneo. Además, se fabricaron elementos para colaborar en la ambientación de una serie televisiva producida por Aries Cinematográfica para el Canal 13. En el 40ª aniversario de la Universidad, en 1996, la XXXV muestra anual de trabajos de Artes del Teatro superó las 2000 obras expuestas, y también se realizaron la II y III muestras de trabajos en Pilar.

Egresaron de esta Escuela cerca de 400 escenógrafos. Algunos de ellos hoy son destacados profesionales en nuestro país y el exterior. Con sus 36 años de labor, la Escuela de Artes del Teatro seguía trabajando con el mismo entusiasmo del comienzo, con el esfuerzo y la dedicación puestos en “hacer algo por un teatro cristiano”. El período entre 1996 y 2002 fue de expansión y actualización, caracterizado por la consolidación de la trayectoria en formación artística con nivel de licenciatura, la investigación y experimentación en casi todas las ramas del arte y las técnicas proyectuales, el  reconocimiento del aporte cultural y artístico a escala nacional e internacional y la incorporación al cuerpo de profesores de un número importante de egresados. En efecto, a partir 1996 la Escuela de Artes del Teatro, dirigida por su fundadora, la prof. Alice Darramón de Beitía, promueve un plan de crecimiento proponiendo la elaboración las carreras de Arquitectura, Licenciatura en Arte y Diseño Digital y Licenciatura Arte Dramático. Para la gestión de este proyecto se incorporaron especialistas en cada área encargados de desarrollar los diseños curriculares.

La Resolución Rectoral Nro. 84/02, del 10 de junio de 2002, da por finalizado el ciclo de la Escuela de Artes creando la Escuela de Arte y Arquitectura, y dando inicio a los cursos la nueva carrera de Arquitectura en el Campus Nuestra Señora del Pilar. Se trata, por tanto, de la Unidad Académica de más reciente creación dentro de la Universidad del Salvador. El Arq. Pablo Tomás Beitía fue nombrado Director de la misma.

 

2002-2005: Escuela de Arte y Arquitectura

La Escuela de Arte y Arquitectura se constituye en 2002 con:

-La Carrera de Artes del Teatro, de cuatro años, con título intermedio de Escenógrafo y
título final de Licenciado en Artes del Teatro, con sedes en Capital y en el Campus Ntra. Sra. del Pilar. En 1988 se implementó el Ciclo de Licenciatura en Artes del Teatro en Posadas, Misiones, por convenio con el Instituto Superior Antonio Ruiz de Montoya.

-La Carrera de Arquitectura, de cinco años, con título de Arquitecto; desarrollada para aprovechar el potencial del Campus de la USAL en Pilar, con su alto valor ambiental y pujante contexto socioeconómico. El Plan de Estudios está coordinado con los contenidos y programas de la carrera de Artes del Teatro y la licenciatura en Arte y Diseño Digital, para optimizar el intercambio entre los diferentes campos de conocimiento y formación que integran la Escuela de Arte y Arquitectura. La carrera de Arquitectura incluye el Taller Anual de Construcciones, como actividad de extensión académica, orientado a ejercitaciones de campo con participación directa del alumno en técnicas y procedimientos constructivos en escala real. La Carrera se complementa desde su origen en 2002 con el Ciclo Anual de Arte y Paisaje, que se describe abajo, con formato de extensión académica y orientado a temáticas de investigación y proyecto para el paisaje, el medio ambiente y los recursos patrimoniales de escala territorial.

- La Licenciatura en Arte y Diseño Digital, carrera de cuatro años con título de Licenciado en Arte y Diseño Digital, primera de este tipo en Argentina, que se dicta en la modalidad de ciclo de licenciatura en el Instituto Antonio Ruiz de Montoya de la ciudad de Posadas, Misiones, desde 2002, y a partir de 2005 como postítulo en conjunto con la Facultad de Arquitectura de la Universidad Nacional de Rosario.

Actividades extracurriculares desarrolladas hasta 2005

- La Cátedra de Taller de Realizaciones Teatrales, desde 1988; tiene a su cargo la producción de todas las realizaciones y experiencias que se desarrollan como extensión de la Carrera de Artes del Teatro, incluyendo las Exposiciones Anuales y Parciales de Trabajos. Asume las actividades de integración con otras áreas de la USAL (Coro Universitario, Musal, etc) y las producciones con entidades o instituciones externas a la USAL, dentro de los requerimientos afines a la especialidad  (Municipalidades del Gran Buenos Aires; instituciones educativas y religiosas; organizaciones empresariales; etc). En 2004, incorpora el TAE, Taller de Tecnologías aplicadas al Espectáculo, como espacio de investigación y aplicaciones de nuevos recursos tecnológicos en el tratamiento de la  imagen. Trabaja también en el fortalecimiento de sus vínculos con los graduados, quienes aportan su experiencia y su participación en el medio del espectáculo para acercar la Universidad a la comunidad, ofreciendo a los estudiantes la posibilidad de participar en producciones de teatro, cine ópera, ballet y televisión. Estas participaciones en producciones que se realizan dentro y fuera del ámbito académico ha sido la característica más destacada de este período. Se han realizado Decorados y Vestuarios, montajes y producciones. Cabe destacar: la escenografía para los actos celebratorios por la presencia de las reliquias de San Roque González y Santa Teresita de Lisieux que visitan la ciudad de Campana (1999); la escenografía para el espectáculo Musical El rey León para el Teatro Lope de Vega, por invitación de la Secretaría de Cultura del Municipio de Pilar (2000); la producción del espectáculo Gala de la Amistad, Zarzuela y Opereta, con el Colegio Sagrado Corazón (2001); Los murales para el Cementerio de la ciudad de Pilar, (2002); En Familia de Florencio Sánchez para el Taller de Teatro Rioplatense (2003); Decorados para las Fiestas Patronales del Municipio de Pilar (2003); Esculturas para el Museo del Actor Enrique Muiño (2004); Colaboración en vestuario en Der Freischütz, de Carl María Von Weber, Buenos Aires Lírica, Teatro Avenida (2005); Colaboración en escenografía y vestuario en la ópera Adriana Lecouvreur, Buenos Aires Lírica, teatro Avenida (2005). Colaboración en escenografía y montaje para el CETC, Centro de Experimentación del Teatro Colón (2005). En 2006, la escenografía para el Acto Académico en celebración del 50 aniversario de la USAL. En 2006 se realizó la XLV Exposición Anual de Trabajos, en homenaje a su fundadora, Prof. Alice Darramón de Beitía.

- El Teatro Universitario, como taller de drama y puesta en escena, es el ámbito para la implementación de obras dramáticas —originales, adaptadas o experimentales— con la participación de alumnos y profesores de la USAL en general. Se inicia en el antiguo Departamento de Escenografía con la denominación de Teatro de Ensayo y desde 1985 toma la forma de Cátedra Extracurricular de Interpretación. La representación de las obras Santa Juana de Arco de Bernard Shaw y El viaje del Alma de Lope de Vega, fueron las más destacadas presentaciones de este período. Hoy ha tomado la forma de Seminario Taller de Teatro Universitario y se desarrolla en concordancia con la cátedra de Práctica de Producción, con el fin de elaborar proyectos teatrales con un acento en los aspectos visuales de la escena.

- El Ciclo Anual de Arte y Paisaje, que reúne actividades de investigación y formación artística y  proyectual en relación con el paisaje. Está dirigido a alumnos avanzados y egresados de Arquitectura y Artes del Teatro de la USAL y abierto a alumnos y egresados de otras casas de estudio con orientación en Artes y Arquitectura. Las actividades de Ciclo incluyen el Seminario Taller de Arte y Paisaje como evento central del año lectivo, que se desarrolla cada año en diferentes localidades del interior del país relacionadas con enclaves de especial interés por sus valores ambientales y culturales. El programa del Ciclo se focaliza en el estudio de obras y trayectorias artísticas ejemplares en todo el arco desde las artes visuales y del espacio, la fotografía y el video, hasta la música y la poesía en relación con las disciplinas del paisaje. En 2002, con el título Pan Klub Río Luján, PKRL, y basado en las obras del pintor Xul Solar inspiradas en el medio ambiente insular del Delta del Paraná, se desarrollaron cuatro propuestas para la instalación de un embarcadero público que posibilite el acceso fluvial al futuro complejo museológico del artista en la localidad de Dique Luján. En 2003 el Ciclo Anual estuvo dedicado a la escultura de gran formato y sentido paisajístico del escultor Eduardo Chillida, con una experiencia de campo de dos semanas en Nahuel Huapí, en coincidencia con la conmemoración por el Centenario de la creación de los Parque Nacionales en Argentina. Esta actividad contó con el auspicio de la intendencia del Parque Nacional Nahuel Huapí, del Municipio de San Carlos de Bariloche y el apoyo del Museo Chillida Leku, de España. El Ciclo 2004 fue dedicado a las tradiciones musicales de la región del Alto Paraná, desde las fuentes aborígenes hasta la música misional jesuítica y los ritmos contemporáneos; el Seminario Taller, con el título: Música en las Puertas de la Selva, contó con el auspicio de las Secretarías de Cultura y Turismo de la Nación y el respaldo del Gobierno de la provincia de Misiones e incluyó participantes de Argentina, Paraguay, Francia y Holanda; como propuesta cultural de alcance regional se desarrolló el proyecto de un auditorio transportable, adaptable a diferentes enclaves paisajísticos y modalidades musicales. En 2005 la temática del Ciclo se concentró en la toponimia y los registros culturales del poblamiento pampeano, desde las planicies fértiles hasta el desierto central de Argentina. Con el título de El Oasis de Piedra se llevó a cabo durante dos semanas un recorrido de interpretación de 300 km, desde la ciudad de Intendente Alvear hasta el Parque Nacional Lihué Calel, en la provincia de La Pampa. Como ejercicio proyectual para el Seminario Taller se desarrollaron propuestas de recorridos interpretativos para la Quebrada de Namuncurá, un importante enclave histórico y arqueológico, y se encuentra en elaboración,  hasta fin de 2006, la propuesta de una biblioteca y centro de estudios ubicado en el Parque Nacional y concebido como un conjunto de interés educativo y cultural de articulación con la vecina ciudad de Puelches. Para la primavera de 2006 se programa un recorrido y trabajo de campo de una semana con el objeto de ejercitar las técnicas artísticas de los croquis de viaje, que incluirá la visita a cinco faros del litoral atlántico bonaerense.